Generar salud es mucho más fácil de lo que imaginas y depende en gran medida solamente de ti. ¿Quieres conocer un herramienta sencilla y fundamental para conseguirlo? Hoy te presentamos… el orden y el ritmo.

No hay duda de que todo en el cuerpo se rige por ciclos sincronizados: cada cosa sucede en su momento óptimo y cualquier acción es causa de la siguiente y consecuencia de la anterior, igual que ocurre en la naturaleza. Sin embargo, cuando esos ciclos se desestabilizan, nuestro cuerpo no marcha bien y nos sentimos cansados, enfermos, desanimados…

¿Qué puedes hacer al respecto? Si tú te encargas de respetar las horas óptimas para alimentarte, de repartir y ordenar bien tus comidas a lo largo del día, de respetar el ritmo intestinal y las horas ideales para cada actividad, y de dormir tus ocho horas diarias… tu cuerpo se encargará de ordenar, sincronizar y armonizar los cientos de ritmos que suceden en él. ¡Y te sentirás muchísimo mejor!

¿Verdad que no es tan complicado? Te ofrecemos un sencillo plan para recordar cómo vivir “a buen ritmo”.